Guía para hacer el quincho ideal



A la hora de pensar el proyecto para un quincho es muy importante tener en claro cómo funcionará el espacio, quÉ tareas se van a realizar y cómo se vinculará con el jardín o el espacio exterior. Así que antes de pedir un presupuesto o salir a buscar precios para la parrilla, el cerramiento y el techo, conviene agarrar un lápiz y pensar un programa de necesidades. Las situaciones que se desarrollan más comunmente en este espacio son:

1) Decidir cómo será la parrilla

El lugar donde se ubicará la parrilla es una de las decisiones más importantes. Tiene que ser accesible, permitir el movimiento del parrillero y tener en cuenta el espacio para la preparación de los alimentos. Para esto, es importante contar con una superficie de apoyo cercana a la parrilla y una pileta, aunque sea pequeña que cuente con alimentación de agua potable para poder limpiar los alimentos y los enseres. Para todo esto hay que dejar previsto la alimentación de agua fría y caliente y el desagüe para la pileta.

Un asador siempre cuenta con un fogón y el movimiento de las brasas o el manejo de los alimentos calientes pueden generar accidentes. Para evitarlos hay que trabajar en un entorno bien preparado. Este tándem de parrilla, espacio de preparación e higiene (mueble y mesada con pileta) garantiza que esto se podrá realizar cómodamente y sin correr riesgos. De esta manera, la “áreas sucias” quedan bajo control sin invadir el resto del espacio.

También te puede interesar: Parrillas prácticas

Con respecto a los costos de este sector, varían según el modelo. Una parrilla móvil de acero del tipo chulengo arranca en $2000 y puede llegar hasta a los $4000. Si se piensa en una parrilla fija, las opciones pueden ser: premoldeadas de 1,20m de boca ($7000), mientras que una de mampostería de 1,60 metros de boca y construida en el lugar puede costar cerca de $20,000. Una vez realizada la cámara de fuego, hay que pensar en unos $3500 más para toda la herrería que configura el artefacto interior. Si a esta parrilla se le agrega un cerramiento metálico estándar (puertas para la boca y bajo parrilla) había que agregarle unos $5000 u $8000 más dependiendo la complejidad del trabajo y el tipo de materiales (chapa, aluminio o acero inoxidable).

Leé también: Parrillas de hierro y piedra

2) Pensar en los espacios de reunión

El quincho debe contar con un espacio que permita el armado de una mesa importante. Previamente hay que determinar cada cuánto se usa, y la cantidad de personas que se sentarán a comer. No es lo mismo pensar un espacio para cinco personas que eventualmente tenga que albergar el doble, que pensarlo al revés, es decir en función de la mayor cantidad de personas que puedan entrar, aunque en la mayoría de los asados solo lo usen cinco. Este punto es fundamental, ya que el área para comer es la que mayor superficie consume. Lo ideal es proyectar en función de la situación más habitual y tener una alternativa para un caso extraordinario.

En cuanto a las medidas, todos los usuarios deben estar cómodos y prever los espacios de circulación alrededor de la mesa teniendo en cuanto ocupa una persona sentada. Desde el borde de la mesa se debe dejar un perímetro libre de 1,20 metros, lo que permite que una persona pueda sentarse y otra circular por detrás.

Un quincho debería además permitir armar distintas distribuciones. Mediante el uso de mobiliario modular se pueden pensar varias distribuciones, incluso tener la alternativa de poder retirar los muebles y crear un espacio libre para una fiesta, por ejemplo.

En cuanto a los precios, el costo para la construcción del quincho no es muy diferente al de una vivienda común, ya que para funcionar necesita todas la instalaciones (electricidad, agua, y gas en muchos casos), Se puede considerar entre $9.000 y $12.000 por metro cuadrado, dependiendo de la calidad de los materiales, las terminaciones y los cerramientos que se utilicen.

3) Cerrar o abrir el perímetro

Una decisión a tomar es si el quincho es o no cerrado. Esto es importante porque la carpintería es una de los costos mas grande de una obra. Si se lo deja abierto, es posible que casi no se pueda usar en invierno y si se decide que lo mejor es cerrarlo entonces hay que incluir en el presupuesto las carpinterías. Para tener una referencia un cerramiento de aluminio con vidrio común de 1,50m x 2,00m puede costar $7000.

4) Guardar para liberar el espacio

Para aprovechar al máximo el espacio cubierto es necesario incluir espacios de guardado. Sirven para guardar los utensilios, el carbón o leña y el propio mobililario lo que permite aprovechar mejorar el rendimiento del espacio. Se puede considerar unos $3000 por metro lineal de mueble.

5) Confort e instalaciones

Este es un item que encarece la obra pero garantiza el confort. Hay quienes les gusta comer el asado bajo techo y parado junto a la parrilla, y quienes buscan más confort. Si se trata de mantener una temperatura agradable, un aire acondicionado frio/calor de 2500W puede costar cerca de los $11.000, con instalación incluida. Para el invierno, una salamandra de alta eficiencia puede rondar los $7000, y para quienes prefieren los ventiladores de techo para el verano, el costa ronda los $2.500.

Cuando el quincho se encuentra lejos de la casa, también es recomendable contar con un sanitario equipado con inodoro, lavatorio y ducha que puede rondar los $30.000.

Compartir

Dejar una respuesta